¿Por qué los medios quieren ocultar que los agresores son magrebíes?

Declaración de la mujer agredida por cuatro magrebíes la madrugada del pasado domingo en Vitoria.

El viernes cumplió 30 años. El sábado, Begoña L.V.A. salió a celebrarlo con sus amigas en Vitoria, su ciudad natal. Fueron primero a un concierto y después de fiesta. Jamás pensó que la noche iba a terminar como terminó, con una paliza de cuatro menas de origen magrebí destrozándole la cara a puñetazos.

Begoña relata cómo ocurrieron los hechos. Al filo de las 4 de la mañana estaba volviendo a su domicilio familiar, en la calle Salvatierrabide, en el barrio de El Batán de la capital alavesa, caminando sola cuando notó que alguien le seguía. «Sin previo aviso, por la espalda, con el rostro semicubierto con capuchas y al grito de ‘¡vamos a destrozarte esa cara de guapa que tienes!’, los cuatro se abalanzaron sobre mí para golpearme», rememora.

«No recuerdo si me tiraron ellos al suelo o me caí, pero acabé ahí hecha un ovillo para protegerme mientras me daban puñetazos en la cara y yo sólo podía pensar ‘¡que paren, que paren, que paren!’», explica. «No tengo absolutamente ninguna duda de que eran árabes y muy jóvenes, no llegaban a los 18 años. Vamos, los menas que están ahora mismo aterrorizando a todo el mundo», agrega.

En un momento dado reconoce que tuvo «un momento de lucidez» y empezó a gritar «¡Papá estoy aquí, papá estoy aquí!», para que los agresores pensaran que su padre estaba ahí. La táctica de Begoña surtió efecto y éstos salieron huyendo»ipso facto».

La joven quedó tirada en la calle rodeada de un charco de sangre y totalmente desorientada, pero logró ponerse en contacto con su padre y mandarle la ubicación con el teléfono móvil para que la fuera a buscar. Una vez en el hospital, la trataron las numerosas contusiones, todas ellas en la cara, aunque «gracias a Dios» no llegaron a romperle nada. Tampoco le robaron ni intentaron agredirla sexualmente «era odio, tenían rabia y querían darme donde se viera porque en su cultura no les parece bien que una mujer salga y vaya sola por la calle», apunta.

Una vez le dieron el alta hospitalaria, Begoña interpuso la correspondiente denuncia ante la Ertzaintza. Aunque reconoce haberse sentido en todo momento arropada por la policía autonómica, la esperanza de que los agresores finalmente paguen por su crimen se le antoja pequeña.

«Parece que los menas son intocables. Muchos son reincidentes, campan a sus anchas y aunque cometan delitos no les mandamos a su país», lamenta, al tiempo que crítica las abultadas subvenciones que, especialmente el Gobierno vasco, da a estos menores extranjeros no acompañados. «Pues claro, ¿cómo no se van a venir aquí?», manifiesta.

En este sentido denuncia que son muchos los medios de comunicación que se han hecho eco del suceso pero omitiendo u ocultando todo lo posible la nacionalidad de los agresores. «¿Por qué les protegen? ¿De qué tienen miedo?», se pregunta. «Si me hubieran pegado cuatro madrileños o cuatro andaluces o cuatro guardias civiles, se diría. Y aquí dicen ‘cuatro jóvenes’, cuatro jóvenes no, cuatro jóvenes magrebíes, hay que llamar a las cosas por su nombre», sentencia.

«Le podría haber pasado a cualquiera, ha sido a mí porque pasaba por ahí, pero el día de mañana le puede pasar a mi vecina de 15 años. No puede ser que vayamos por nuestra propia ciudad con miedo. Yo tengo el derecho de ir sola por la calle sin que me destrocen la cara cuatro magrebíes», concluye.

Artículo de OKDARIO

Ser Policía

Check Also

Un marroquí armado con un cuchillo es reducido por la Policía Nacional en Telde (Las Palmas)

Un testigo grabó el momento en vídeo y lo difundió en redes sociales. La Policía …

Detenido por matar a tiros a un hombre en una reyerta entre clanes familiares gitanos en Madrid

La víctima recibió tres disparos en el torso tras una pelea multitudinaria en el Camino Alto …

Asesinado en acto de servicio el Teniente Coronel de la Guardia Civil que recibió un disparo en la cabeza

Es un momento muy duro para la Unidad, ha caído un gran compañero y Jefe …

Dos jóvenes magrebíes roban con gran violencia a un turista en Las Palmas de Gran Canaria

Un testigo de los hechos grabó en vídeo el momento y lo difundió en redes …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.